• México se queja de China, pero no propone nada en concreto

    2018-02-21 12:59:09


    China representa un gran reto para México. Un cambio de administración abre la puerta para que el dragón vuelva a mirar de nueva cuenta a su socio comercial. La cancelación del Tren México-Querétaro y del proyecto Dragon Mart en Quintana Roo provocó que los empresarios asiáticos dieran un revés a México y anunciaran que, al menos hasta el cierre de este sexenio, no realizarían inversiones de gran relevancia en el país.

    La incómoda situación borró gran parte de los avances que México había conseguido en la construcción de una relación bilateral con la segunda mayor economía del mundo.

    “La discusión del TLCAN ha hecho que México no le brinde a China la atención que requiere. El país asiático está haciendo las cosas de manera diferente a lo que el gobierno mexicano está acostumbrado a concretar con el resto de sus socios”, dice Enrique Dussel Peters, Coordinador del Centro de Estudios China México (Cechimex) de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM).

    Dussel Peters destaca que otro de los problemas es que México ha ignorado al gigante asiático en términos administrativos. Prueba de ello es que la Cancillería cuenta con una Subsecretaría para América Latina y el Caribe, pero sólo tiene una Dirección General para Asia-Pacífico, de la cual China es parte.

    Es urgente y necesario establecer una ruta clara para concretar las relaciones económicas bilaterales

    El interés por las materias primas y otros sectores, como las infraestructuras y los servicios, ha hecho que China ponga mayor atención en América Latina dejando atrás a México. En los últimos años, el gigante ha pasado de tener un papel secundario en la región para convertirse en un actor principal.

    Empresas chinas invirtieron 113 mil 662 mdd en América Latina

    Entre 2010 y 2016, China invirtió cerca de 90 mil millones de dólares en los países de Latinoamérica, esto es casi cuatro veces más que la cantidad invertida entre 2003 y 2009, de acuerdo con el último monitor de la Red Académica de América Latina y el Caribe sobre China (Red ALC-China).

    Brasil encabeza la lista de los países de la región con el mayor capital de China con 54 mil 849 millones de dólares, equivalentes a 48.2 por ciento de la inversión total, Perú obtuvo 12 mil 372 millones (12.3 por ciento) de Inversión Extranjera Directa (IED), Argentina se ubicó como el tercer mayor receptor de inversión china con 10 mil 587 millones (10.5 por ciento), en tanto que Cuba logró colarse en la cuarta posición con 5 mil 800 millones (5.8 por ciento).

    México se ubicó hasta la séptima posición con 3 mil 212 millones de dólares de IED proveniente de China, que equivale al 3.2 por ciento de la inversión realizada por el dragón en toda la región durante seis años.

        0 Comentarios

    Comentarios